(Source: toadallylauren)

484 Notes

gifthetv:

Tina Belcher - “Uhh..”

4968 Notes

2168 Notes

darksilenceinsuburbia:

Beautiful Doors

1. Burano, Italy

2. Funchal, Madeira, Portugal

3. Santa Fe, New Mexico, USA

4. Pollença, Balearic Islands, Spain

5. Garden Door by Kazuyuki Ishihara, Japan

6. Montmartre, Paris, France

7. Bali, Indonesia

8. Copenhagen, Denmark

9. Rabat, Morocco

10. Sesimbra, Portugal

(via mantida)

2983 Notes

98 Notes

2-faces-in-1:

One pill can change your whole mood

2-faces-in-1:

One pill can change your whole mood

(via tolivewithothers)

484 Notes

It’s like I’m reading a book… and it’s a book I deeply love. But I’m reading it slowly now. So the words are really far apart and the spaces between the words are almost infinite. I can still feel you… and the words of our story… but it’s in this endless space between the words that I’m finding myself now. It’s a place that’s not of the physical world. It’s where everything else is that I didn’t even know existed. I love you so much. But this is where I am now. And this who I am now. And I need you to let me go. As much as I want to, I can’t live your book any more.

(Source: ashleybensons, via thurstoonmore)

3309 Notes

nuevasensaciones:

Love is too weak a word for what I feel - I luuurve you, you know, I loave you, I luff you, two F’s, yes I have to invent, of course I - I do, don’t you think I do?

(Source: mrsmerylstreep, via pormitripa)

11270 Notes

(Source: luisaarnez, via alexserna)

203005 Notes

Un hemisferio en una cabellera

Déjame respirar mucho tiempo, mucho tiempo, el olor de tus cabellos, sumergir en ellos mi rostro como un hombre sediento en el agua de un manantial, y agitarlos con mi mano como un pañuelo fragante, para sacudir los recuerdos del aire.

Si pudieras saber todo lo que veo, todo lo que siento, todo lo que oigo en tus cabellos.

Mi alma viaja por el perfume como el alma de otros hombres por la música.

Tus cabellos contiene todo un sueño pleno de velámenes y de arboladuras; contienen grandes mares cuyos monzones me arrastran hacia climas deliciosos, donde el espacio es más azul y más profundo, donde la atmósfera está perfumada por los frutos, el follaje y la piel humana.

En el océano de tu cabellera entreveo un puerto donde pululan cantos melancólicos, hombres vigorosos de todas las naciones y navíos de todas las formas que recortan sus arquitecturas finas y complicadas sobre un cielo inmenso en el que reposa el calor sempiterno.

En las caricias de tu cabellera, vuelvo a encontrar las languideces de las largas horas pasadas en un diván, en el camarote de un hermoso navío, mecidas por el balanceo imperceptible del puerto, entre macetas de flores y botijos refrescantes.

En el ardiente lar de tu cabellera, respiro el olor de tabaco mezclado por el opio y el azúcar; en la noche de tu cabellera, veo resplandecer el infinito del azul tropical; en las orillas de tu cabellera me embriago con fragancias en las que se mezclan el alquitrán, el almizcle y el aceite de coco.

Déjame morder mucho tiempo tus trenzas fuertes y negras. Cuando mordisqueo tus cabellos elásticos y rebeldes, me parece que como recuerdos.

Charles Baudelaire